viernes, julio 1HOLA LA PAMPA

Diputados con agenda partida | El oficialismo empuja prioridades que JxC resiste



La Cámara de Diputados tendrá una semana agitada que divide el debate político entre las prioridades que empuja el Frente de Todos y la resistencia de Juntos por el Cambio a cualquier iniciativa oficialista con la mirada puesta en 2023. Al tiempo que se terminan de conformar las comisiones legislativas de la Cámara baja –tras el acuerdo pactado entre oficialismo y oposición en medio de la paridad de fuerzas–, el FdT buscará avanzar en la discusión que le permita convertir en leyes la reforma del Consejo de la Magistratura y la creación de un Fondo para pagar la deuda que el macrismo contrajo con el FMI con las divisas fugadas al exterior. En tanto, el interbloque macrista, que ya adelantó su rechazo a los proyectos del oficialismo, logró encolumnar al grueso del abanico opositor detrás de la Boleta Única de Papel que quiere llevar rápidamente al recinto para tratar de implementarla en la elección presidencial del año próximo.

Consejo y Deuda

El plenario de las comisiones de Asuntos Constitucionales y de Justicia –que presiden los oficialistas Hernán Pérez Araujo y Rodolfo Tailhade, respectivamente– retomará este martes el debate sobre el proyecto de reforma del Consejo de la Magistratura que tiene media sanción del Senado, propone elevar de 13 a 17 el número de integrantes y crear cuatro regiones federales para su funcionamiento, en la búsqueda de dotar de mayor federalismo al organismo encargado de la selección y sanción de jueces.

Desde el mediodía se abrirá el plenario con exposiciones de invitados del ámbito académico y judicial. Un debate que se da al calor que generó el fallo de la Corte Suprema, que en diciembre pasado declaró inconstitucional la composición del Consejo de la Magistratura que regía por ley desde 2006 y apuró el regreso a la vieja conformación (derogada por ley) y cuya presidencia volvió a manos de la cabeza de la Corte.

Desde el oficialismo, Pérez Araujo defendió la reforma y sostuvo que desde JxC «no quieren tocar nada, no quieren mover un lápiz de lugar en Comodoro Py, no quieren tocar la Corte», aunque consideró que es posible avanzar con las modificaciones. «O nos ponemos en serio a dar algunas batallas, siempre con el ímpetu y la esperanza de ganarlas, o nos quedamos mirando cómo ellos van preparando el terreno», advirtió el legislador al sostener que el FdT «no puede por sí sólo ratificar el proyecto que viene del Senado».

En ese sentido, Pérez Araujo afirmó que el oficialismo está «dialogando, revisando proyectos de otros diputados para ver si podemos encontrar una salida a esta ilegalidad en que nos ha metido la Corte. Ese es el camino para aquellos temas que afectan a los argentinos». Entre los proyectos que analiza el oficialismo, figura el impulsado por la diputada del lavagnista Interbloque Federal, Graciela Camaño, que aunque no respalda el proyecto del Senado, coincide con el FdT en que el presidente de la Corte Suprema no debe ser quien encabece también el Consejo de la Magistratura.

Desde JxC, el diputado macrista e integrante del Consejo, Pablo Tonelli, adelantó el rechazo del interbloque opositor al proyecto oficialista: «La presidencia del Consejo es indiscutible. Rechazamos el proyecto que votó el Senado«, aseguró.

En tanto, este miércoles la comisión de Legislación General que preside Cecilia Moreau comenzará el debate del proyecto que crea un Fondo Nacional para la Cancelación de la Deuda con el Fondo Monetario Internacional (FMI), con dinero fugado al exterior de manera irregular. La iniciativa será abordada por una serie de especialistas en la materia, invitados por la comisión y cuya nómina se terminará de definir en los primeros días de la próxima semana.

A la discusión también se sumará la comisión de Presupuesto (comparte el giro para su tratamiento), que el miércoles arrancará más temprano con el análisis de la situación de de los deudores de los créditos UVA.

El proyecto elaborado por el senador oficialista Oscar Parrilli establece que el fondo será constituido en dólares estadounidenses y tendrá vigencia hasta que se produzca la cancelación total de la deuda de 44 mil millones de dólares con el FMI, que contrajo el gobierno de Mauricio Macri. Además, determina que será administrado por el Ministerio de Economía y que el proceso de control, fiscalización y supervisión de su gestión será realizado por la Comisión Bicameral Permanente de Seguimiento y Control de la Gestión de Contratación y de Pago de la Deuda Exterior del Congreso.

El Senado aprobó la media sanción con 37 votos a favor del FdT y aliados. Mientras que JxC aportó 31 votos negativos con el argumento que la iniciativa oficialista es “un blanqueo encubierto”. La misma postura asumirá el interbloque macrista en la Cámara baja, donde tratará de bloquear el proyecto.

Boleta Única

El interbloque macrista está mas entusiasmado con hacer prosperar el proyecto que impulsa la implementación de la Boleta Única de Papel para las próximas elecciones presidenciales. JxC, que logró sumar detrás de la iniciativa a gran parte de la oposición en la Cámara baja, buscará emitir este martes el dictamen favorable para llevarla al recinto en la próxima sesión.  

El abroquelamiento opositor, que reúne a JxC, el interbloque Federal, los libertarios ultraliberales, bloques provinciales como los neuquinos del MPN y los rionegrinos de JSRN, y Romina del Plá (la única integrante del FIT que avala el proyecto), buscará reunir las firmas para obtener dictamen de mayoría en el plenario de las comisiones Asuntos Constitucionales, Justicia y Presupuesto que comenzará este martes a las 14 horas.

Con paridad de asientos entre el FdT y JxC en Asuntos Constitucionales y Justicia, la lavagnista Graciela Camaño (coautora del proyecto) daría el voto decisivo a la oposición. En Presupuesto, el FdT podría reunir mayoría de las firmas por el rechazo pero no cambiaría la ecuación a favor de los opositores.

La oposición buscaba pulir hoy lunes los aspectos técnicos del dictamen y evaluaba la posibilidad de convocar a una sesión especial esta misma semana para tratar el proyecto, mientras el cálculo de los números propios parecían garantizarle el quórum y la mayoría necesaria para darle media sanción en Diputados. Desde JxC argumentan que la Boleta Única de Papel daría «mayor transparencia» al proceso electoral, al tiempo que cuestionan el sistema de boleta partidaria con el que ganaron la elección presidencial de 2015 y la última elección legislativa.

En tanto, la secretaría de Asuntos Políticos del Ministerio del Interior, Patricia García Blanco, fue la encargada de asumir la postura del Gobierno durante el debate que se dio en el plenario de comisiones. Allí remarcó que «el sistema de boletas partidarias es imparcial, se basa en la fiscalización cruzada y ha dado una pacífica alternancia entre las fuerzas políticas». Y cuestionó el método de la boleta única en papel porque -advirtió- «genera que el votante desconozca la oferta electoral completa al momento de elegir» pero además «otorga mayor exposición a las cabezas de listas, desvaloriza a la agrupación política y personaliza a los candidatos».



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.