martes, febrero 7

pidieron la detención de integrantes Revolución Federal


La querella pidi nuevas medidas de prueba y la detencin de Jonathan Morel Foto Twitter
La querella pidió nuevas medidas de prueba y la detención de Jonathan Morel. Foto: Twitter

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner reclamó este miércoles que vuelvan a ser detenidos los referentes de Revolución Federal, tras considerar que en la causa que investiga el accionar violento de esa agrupación fue hallada evidencia de que «planeaban juntar dinero para contratar un sicario», situación que podría estar relacionada con el intento de magnicidio del cual fue víctima.

La querella de la vicepresidenta también solicitó que se realicen medidas de prueba para determinar qué tipo de vínculo une a los referentes de ese espacio con su vecina, Ximena de Tezanos Pintos, con el objetivo de determinar si les facilitó información que les hubiera podido resultar útil en un eventual plan de atacarla, según surge de la presentación a la que accedió Télam y de los informes incorporados a la causa.

Los abogados de la querella, Marcos Aldazabal y José Manuel Ubeira, también reclamaron que se profundice la línea de investigación que conduce a un contacto de Twitter que, minutos después del ataque a Fernández de Kirchner, le mandó mensajes directos a uno de los referentes de Revolución Federal en lo que escribió: «Lo hicimos bien???; 🙂 lo organizamos en un chat de una comunidad de Taringa, con un extranjero; igual no tenía alas, es solo para que corran, Van a Correr!, como dicen. cadena nacional».

«Ante la prueba incorporada el pasado 19 de diciembre a la causa que investiga al grupo autodenominado Revolución Federal, mis abogados acaban de pedir nuevas medidas de prueba y la detención de Jonathan Morel, (Leonardo) Sosa y (Gastón) Guerra (Referentes de Revolución Federal)», informó la Vicepresidenta a través de su cuenta en la red social Twitter.

«De las conversaciones descubiertas entre estos integrantes de Revolución Federal surge que planeaban juntar dinero para contratar un sicario… El dinero se encontró y el sicario está preso», agregó la expresidenta en una serie de mensajes publicados esta tarde a los que además adjuntó la presentación realizada por sus abogados en base a informes elaborados por la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA).

Al referirse al financiamiento de Revolución Federal, y eventualmente del ataque contra la vicepresidenta, los abogados de la querella remarcaron que «del dinero se hacen cargo los líderes», según surge de un mensaje enviado desde el celular de Sosa

La presentación fue realizada ante el juzgado a cargo de Marcelo Martínez de Giorgi en la causa en la que interviene el fiscal Gerardo Pollicita: al comienzo de esta investigación ambos habían opinado que el expediente debía tramitar junto con la causa en la que se investiga el intento de asesinato de la vicepresidenta, que habría sido el acto último de una secuencia de acciones de violencia política.

Esa decisión, sin embargo, fue rechazada por la jueza que interviene en la causa del atentado, María Eugenia Capuchetti, a quien finalmente le dio la razón la cámara federal porteña a través de un fallo que llevó la firma del presidente del tribunal, Mariano Llorens.

Jonatan Morel en la mira de la Justicia
Jonatan Morel: en la mira de la Justicia.

«¿Qué más necesitarán (los camaristas Leopoldo) Bruglia, (Pablo) Bertuzzi y (Mariano) Llorens para unificar causas y detener a todos los responsables? ¿Que me maten? En ese caso ya todos y todas sabrán que, además de quien empuñe el arma, habrá otros responsables», sentenció la vicepresidenta a través de su cuenta de Twitter.

Los abogados de la querella de la vicepresidenta sostuvieron en la presentación de este miércoles que «al leer los informes realizados por la PSA sobre los teléfonos secuestrados en la causa, lo que primero surge es la evidente cercanía entre la conducta de los miembros de Revolución Federal y sus allegados con el atentado sufrido por Cristina Fernández de Kirchner el 1 de septiembre».

«Mientras De Tezanos Pinto se mostraba públicamente como una persona conciliadora y amable, en su ámbito privado recibía a gente que quería matar a Cristina Fernández de Kirchner. En otras palabras, elaboró una pantalla discursiva para poder actuar con tranquilidad», remarcaron los abogados

 
«Comencemos por una situación que siempre ha estado sobre la mesa pero que consideramos que debe profundizarse: los contactos de Revolución Federal con la vecina de la Vicepresidenta», sostuvieron los abogados querellantes, quienes luego resaltaron: «Ya desde antes del atentado, fue muy llamativo como De Tezanos Pinto pasó de presentarse mediáticamente como una persona sumamente hostil a Cristina Fernández de Kirchner a manifestar cierta simpatía por nuestra representada y sus militantes».

«Mientras De Tezanos Pinto se mostraba públicamente como una persona conciliadora y amable, en su ámbito privado recibía a gente que quería matar a Cristina Fernández de Kirchner. En otras palabras, elaboró una pantalla discursiva para poder actuar con tranquilidad», remarcaron los abogados en referencia a la visitas que recibió de parte de los integrantes de Revolución Federal.

«Las fechas en las que Guerra, al que también se sumó Sosa, estuvo en el domicilio de De Tezanos Pinto coinciden con el momento en el que (Fernando) Sabag Montiel y Brenda Uliarte estaban en las inmediaciones de Juncal y Uruguay esperando el momento preciso para atentar», explicaron.

Ximena de Tezanos Pinto sealada por la querella
Ximena de Tezanos Pinto señalada por la querella.

«Ahora sabemos que, en el mismo momento, Guerra hablaba con De Tezanos Pinto de los movimientos de Cristina Fernández de Kirchner y que, un solo día después de un primer intento fallido de Sabag Montiel y Uliarte de atentar, miraba desde el balcón lo que sucedía en la calle», remarcaron.

El 27 de agosto fue el día en el que Sabag Montiel y Uliarte, ahora detenidos, intentaron por primera vez matar a la dos veces exmandataria, según surge de la causa judicial en la que se investiga el intento de magnicidio: ese día Guerra le preguntó a De Tezanos Pintos a cerca de la situación en las inmediaciones de la casa de la vicepresidenta.

«Ese mismo 27 de agosto, aparece una alusión en los teléfonos de Guerra, Morel y Sosa a que ´necesitaban´ vecinos de la zona para poder atacar a la Vicepresidenta y hablaban de ´tirar kerosene desde los balcones´», remarcaron los abogados de la querella.

«De Tezanos Pinto subía videos a sus redes sociales en los que filmaba la calle desde su balcón y contaba lo que veía: ¿era esta una forma de pasar información a los potenciales asesinos? A esto se suma que la idea de matar a la Vicepresidenta no era para nada ajena a los integrantes de Revolución Federal», enfatizaron.

La presentación fue realizada ante el juzgado a cargo de Marcelo Martínez de Giorgi en la causa en la que interviene el fiscal Gerardo Pollicita

En esa misma línea recordaron que el 25 de agosto, Jonathan Morel detalló por Twitter Spaces una forma de matar a Cristina Fernández de Kirchner análoga a la que usó Sabag Montiel siete días después: la de infiltrarse entre los militantes que acudían todos los días a la casa de la vicepresidenta a expresarle su cariño y apoyo.

«Por si esto fuera poco, ahora sabemos que el día 15 de agosto se dio una conversación en la que estaba Morel y el tercer líder de Revolución Federal, Sosa (quien también fue a la casa de De Tezanos Pinto), en la se habló de hacer una ´vaquita´ para contratar un sicario para matar a la Vicepresidenta», señalaron los abogados querellantes en relación a la información extraída de los celulares de los imputados.

De las conversaciones analizadas en la causa en la que se investiga a Revolución Federal surge que había un usuario que hablaba de entrenar en polígonos, comprar armas de fuego y blancas y estar preparados «para cuando el momento llegue»

 
Sobre ese punto, concluyeron: «De Tezanos Pinto recibió en su casa a dos personas que estaban decididas a matar a Cristina Fernández de Kirchner. Así como De Tezanos Pinto comenzó a mostrarse amable mediáticamente, Guerra se ganó la amistad de las personas del edificio para ingresar sin problema, tal como relató en la ampliación de su declaración indagatoria. Mientras tanto, los dos conversaban entre sí sobre los movimientos de la Vicepresidenta. Afuera, Sabag Montiel y Uliarte esperaban el momento justo para matarla, con un método calcado del propuesto por Jonathan Morel».

Fue Sabag Montiel el sicario de Revolucin Federal se preguntan los abogados de Cristina
«¿Fue Sabag Montiel el sicario de Revolución Federal?» se preguntan los abogados de Cristina.

De las conversaciones analizadas en la causa en la que se investiga a Revolución Federal surge que había un usuario que hablaba de «entrenar en polígonos, comprar armas de fuego y blancas y estar preparados para cuando el momento llegue», le que llevó a los abogados de la querella a preguntarse si «¿fue Sabag Montiel el sicario de Revolución Federal?».

Al referirse al financiamiento de Revolución Federal, y eventualmente del ataque contra la vicepresidenta, los abogados de la querella remarcaron que «del dinero se hacen cargo los líderes», según surge de un mensaje enviado desde el celular de Sosa.

«Ese mismo 27 de agosto, aparece una alusión en los teléfonos de Guerra, Morel y Sosa a que ´necesitaban´ vecinos de la zona para poder atacar a la Vicepresidenta y hablaban de ´tirar kerosene desde los balcones´», remarcaron los abogados de la querella

«No podemos olvidarnos de la cantidad de dinero no justificado con el que cuentan Sosa y Morel: 50.000 dólares no declarados y que es evidente que no fueron comprados por su padre, en el caso de Sosa, y más de quince millones de pesos provenientes del Grupo Caputo en el caso de Morel», recordaron los abogados de la vicepresidenta.

«En total, más de 100.000 dólares que bien podrían haber sido parte de ´la vaquita´. En este sentido, otro elemento llamativo es la coincidencia entre los impulsos homicidas de Sabag Montiel y la creación de Revolución Federal. En la causa 2998/2022, la testigo Lidia Alejandra Benítez dijo que Sabag Montiel comenzó a hablar de matar a Cristina Fernández de Kirchner en abril de 2022, prácticamente el momento de la creación de Revolución Federal», detallaron.

«Sabag Montiel y Revolución Federal compartían, también, otras posiciones. Por ejemplo, ambos eran nazis. Benítez también afirmó que Sabag Montiel siempre hablaba bien de Hitler. En los chats de Revolución Federal se ven alusiones a atentar contra Cristina Fernández de Kirchner de forma que no haya culpables, ´como hicieron con los judíos´(en presunta alusión al atentado a contra la AMIA)», señalaron los querellantes.





Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *