febrero 21, 2024

Agencia de la ONU alerta que podría tener que interrumpir su ayuda en la Franja de Gaza


 Unas 24 millones de personas que habitan la Franja de Gaza necesitan ayuda urgente Foto AFP
Unas 2,4 millones de personas que habitan la Franja de Gaza necesitan ayuda urgente. .Foto: AFP.

La Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) advirtió hoy que mañana por la noche se verá obligada a cesar sus operaciones en la Franja de Gaza a causa de la falta de combustible.

«Si no obtenemos combustible urgentemente, nos veremos obligados a detener nuestras operaciones en la Franja de Gaza a partir de mañana por la noche», alertó la agencia en la red social X (ex Twitter), en el 18º día de guerra entre Israel y el movimiento islamista palestino Hamas , detalló la agencia de noticias AFP.

Las organizaciones de ayuda humanitaria dieron la voz de alerta ante la falta de combustible en este exiguo territorio de 362 kilómetros cuadrados, donde viven hacinados unas 2,4 millones de personas.

«Necesitamos combustible para nuestras plantas de desalinización de agua, para que la gente pueda tener acceso a agua limpia. Los hospitales necesitan combustible para las máquinas, que salvan vidas» Tamara Al Rifai-portavoz de la UNRWA

Un primer convoy de ayuda humanitaria entró el sábado a Gaza, desde el paso de Rafah fronterizo con Egipto, aunque no incluyó combustible, que es clave para alimentar servicios vitales como los hospitales, que dependen de generadores.

La portavoz de la UNRWA, Tamara al Rifai, aseguró en declaraciones a la cadena BBC que si la agencia no obtiene combustible en las próximas horas no podrá trabajar ni tampoco recoger la ayuda que entra por el paso de Rafah, desbloqueado para la entrada de 20 camiones con material humanitario, informó la agencia de noticias Europa Press.

«Necesitamos combustible para nuestras plantas de desalinización de agua, para que la gente pueda tener acceso a agua limpia. Los hospitales necesitan combustible para las máquinas, que salvan vidas», manifestó Al Rifai y tildó de «frustrante» la situación.

«Sin combustible no habrá agua, no funcionarán los hospitales ni las panaderías. Sin combustible la ayuda no llegará a quienes tanto lo necesitan», dijo el comisario general de la UNRWA, Philippe Lazzarini.

«El tiempo se acaba. Necesitamos combustible de manera urgente», expresó asimismo Juliette Touma, la directora de comunicación de la agencia de la ONU.

En tanto, en portavoz del Ministerio de Salud del gobierno de Hamas en Gaza, Ashraf al Qudra, hizo un llamamiento a propietarios de estaciones de servicio y a la población en general a donar inmediatamente «cualquier cantidad de diésel» que tengan y llevarla a los hospitales «para salvar las vidas de los heridos y enfermos».

El secretario general de la ONU, António Guterres, advirtió que la ayuda no era suficiente y apenas representaban «una gota en un océano de necesidades».

António Guterres, advirtió que la ayuda no era suficiente y apenas representaban «una gota en un océano de necesidades»

«Sin combustible, la ayuda no podrá entregarse, los hospitales no tendrán electricidad y el agua potable no podrá purificarse ni siquiera bombearse», criticó ante el Consejo de Seguridad.

El pasado 7 de octubre, el movimiento islamista palestino Hamas lanzó miles de cohetes desde la Franja de Gaza en un ataque sin precedentes y realizó una incursión armada en las zonas fronterizas del sur de Israel.

En respuesta, el primer ministro, Benjamín Netanyahu, declaró que el país estaba «en guerra», movilizó más de 300.000 reservistas, lanzó varias oleadas de ataques aéreos sobre Gaza, donde cortó el suministro de agua y preparaba una ofensiva terrestre.





Source link