junio 25, 2024

«No es pacto ni es de Mayo: es un contrato de adhesión» | Kicillof estuvo en Rosario y se reunió con Pullaro



En la misma semana en la que el Gobierno volvió a fracasar en conseguir dictamen para la denominada Ley Bases y se confirmó que no habrá Pacto de Mayo el próximo sábado 25, el gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, se anotó dos encuentros federales, dos fotos con gobernadores no peronistas. Este viernes fue la segunda junto a su par de Santa Fe, Maximiliano Pullaro, donde aprovechó para expresar su desacuerdo con lo que, hasta el momento, calificó como algo que «no es ni pacto ni es de Mayo», pero dejó abierta la posibilidad a un debate con «flexibilidad» para debatir y sumar puntos aportados por los gobernadores.

El encuentro entre Kicillof y Pullaro fue en Rosario, donde suscribieron un acuerdo destinado a fortalecer la cooperación en materia de investigación y lucha contra el narcotráfico y otros delitos complejos. El gobernador bonaerense explicó que se tratará de una unidad permanente de investigación y articulación de acciones entre los ministerios de Seguridad de ambas provincias, por los que estuvieron presentes los titulares de esa carteras Javier Alonso (Buenos Aires) y Pablo Cococcioni (Santa Fe). 

Kicillof, que venía de reunirse con su par de Chubut, Ignacio Torres, el miércoles pasado, fue consultado en conferencia de prensa por el Pacto de Mayo. «Nadie me consultó nada del Pacto de Mayo; entonces no es un pacto. Es un contrato de adhesión, donde uno tiene acompañar algo que ha sido elaborado por alguien con quien no estábamos de acuerdo ni en lo que está haciendo ni en lo que pretende hacer«, marcó el mandatario provincial. 

Y volvió a marcar sus condiciones: «Yo había dicho que antes de hablar del pacto tenía que devolverle a la provincia de Buenos Aires recursos que ilegítimamente le quitó y no son ni del gobernador ni del gobierno sino de los maestros, de los pasajeros de los colectivos».  En ese tono, y junto a Pullaro, Kicillof no descartó acudir a un encuentro convocado por el presidente Javier Milei pero pidió que haya «flexibilidad para agregar otros puntos de interés».

«Acuerdo con los puntos exigidos por el gobernador Pullaro como producción, empleo, educación, salud, cultura, soberanía que son puntos de interés común y el federalimso, pero no simplemente una cuestión tributaria», marcó el gobernador mostrando un acuerdo con su par santafesino para condicionar las pretensiones del gobierno nacional. 

Tras los dichos del ministro del Interior, Guillermo Francos, que confirmaron que no habrá firma del Pacto de Mayo el próximo sábado y con el presidente de gira por España en un mitín de ultraderecha, Kicillof señaló que todo quedó en «una nebulosa» y cerró con un chiste, que le sacó una sonrisa a su par santafecino, al plantear una hipótesis del lugar y la fecha en la que el gobierno podría volver a convocar a los gobernadores: «Había escuchado algo de Tucumán en julio. Pensé que, tal vez, lo querían hacer un 4 de julio».  

Acuerdos con Santa Fe y Chubut 

En marzo, tras los crímenes de sicarios contra civiles, Kicillof había marcado un primer gesto de construcción transversal y federal con el gobernador Pullaro al enviar 80 patrulleros de la Policía Bonaerense para fortalecer las tareas de seguridad en Rosario. «Hoy estamos celebrando una fase superior del trabajo conjunto contra el delito que iniciamos hace unos meses», celebró este viernes en Rosario. 

El gesto fue reconcido por Pullaro que dijo que “en momentos difíciles para Santa Fe, tuvimos el respaldo del gobernador. Sabemos que tuvo que enfrentar críticas, incluso de nuestra propia coalición, por eso quiero agradecerle sinceramente: nos apoyó porque entendió que las diferencias políticas no nos pueden dividir en algo tan importante como es la lucha contra el crimen organizado”. 

El acuerdo firmado hoy por los gobernadores y los ministros de Seguridad significará la creación de una unidad permanente de investigación y articulación con el objetivo de compartir información de las investigaciones de cada provincia y también ámbitos de formación para generar un marco de estudio y análisis sobre la cuestión del narcotráfico. 

El miércoles, Kicillof viajó hasta Rawson para compartir otro encuentro con el gobernador Torres, con quien firmó un acuerdo a partir del cual Buenos Aires cederá en comodato 15 ambulancias. «El federalismo no es solamente el vínculo con un Estado nacional que hoy no está cumpliendo con sus obligaciones, también es trabajar de forma unida entre todas las provincias que integran nuestro país», sostuvo Kicillof en el acto. 

El gobernador del PRO, quien fue una de las víctimas de las campañas de persecusión de la Casa Rosada durante el conflicto de principio de año con los gobernadores patagónicos, compartió el mensaje del gobernador bonaerense: «Independientemente de los colores políticos de quienes coyunturalmente tenemos la responsabilidad de gobernar, somos las provincias las que nos hacemos cargo y llevamos respuestas a los 45 millones de argentinos». 

 





Source link