junio 25, 2024

Líderes de los Brics llamaron a ‘garantizar una tregua humanitaria’ entre Israel y Hamas


Lula Nos enfrentamos a una catstrofe humanitaria Los inocentes pagan el precio de la locura de la guerra especialmente las mujeres los nios y los ancianos Foto AFP
Lula: «»Nos enfrentamos a una catástrofe humanitaria. Los inocentes pagan el precio de la locura de la guerra, especialmente las mujeres, los niños y los ancianos» / Foto: AFP

Los líderes del grupo de los Brics (integrado por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) instaron a «garantizar una tregua humanitaria» y promover una «conferencia internacional por la paz» para solucionar el conflicto entre Israel y el movimiento islamista palestino Hamas, al realizar una cumbre extraordinaria virtual en la que se abordó la nueva escalada de violencia en Medio Oriente.

«Brasil condenó enérgicamente los ataques terroristas de Hamas el 7 de octubre contra el pueblo israelí. Tres brasileños fueron víctimas de estos ataques. En varias ocasiones reiteramos el llamamiento a la liberación inmediata e incondicional de todos los rehenes. Sin embargo, esos actos bárbaros no justifican el uso de fuerza indiscriminada y desproporcionada contra civiles», manifestó el presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva.

«Nos enfrentamos a una catástrofe humanitaria. Los inocentes pagan el precio de la locura de la guerra, especialmente las mujeres, los niños y los ancianos», añadió y repasó los esfuerzos de su país, al frente del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, para frenar la escalada.

«En este momento, el desafío es garantizar que la tregua humanitaria se implemente de inmediato. Una vez más, la credibilidad de las Naciones Unidas está en juego», comentó y llamó a «actuar para impedir que la guerra se extienda a los países vecinos».

«No podemos olvidar que la guerra actual también es el resultado de décadas de frustración e injusticia, representadas por la ausencia de un hogar seguro para el pueblo palestino», indicó al dar su apoyo a la solución de los dos Estados.

La propuesta china

Por su parte, el presidente chino, Xi Jinping, instó a un alto el fuego inmediato y a «liberar los detenidos civiles» en el conflicto entre Israel y Hamas.

«Todas las partes del conflicto deben cesar de inmediato el fuego y las hostilidades, poner fin a toda la violencia y los ataques contra civiles, y liberar a los detenidos civiles para evitar nuevas pérdidas en vidas humanas y nuevos sufrimientos», dijo Xi, según declaraciones difundidas por la agencia estatal Xinhua.

El mandatario chino también propuso organizar lo antes posible una «conferencia internacional por la paz» para tratar de resolver el conflicto.

«No puede haber paz ni seguridad duradera en Medio Oriente sin una solución justa a la cuestión de Palestina», declaró Xi.

El pronunciamiento de Rusia

En tanto, el presidente ruso, Vladimir Putin, hizo hincapié en la «profunda preocupación» por la «catástrofe humanitaria» en la Franja de Gaza.

«La muerte de miles de personas, las expulsiones masivas de la población civil y la catástrofe humanitaria (en la Franja de Gaza) son motivo de profunda preocupación», dijo el mandatario en declaraciones reproducidas por la agencia de noticias Sputnik.

El lder ruso enfatiz la importancia de pausas humanitarias en la zona del conflicto Foto AFP
El líder ruso enfatizó la importancia de pausas humanitarias en la zona del conflicto / Foto: AFP

El líder ruso enfatizó la importancia de pausas humanitarias en la zona del conflicto y explicó que «son necesarias para proseguir con los esfuerzos para liberar a los rehenes y evacuar a los civiles y los ciudadanos extranjeros» del enclave palestino.

En su opinión, los acontecimientos en Medio Oriente «son una consecuencia directa del deseo de Estados Unidos de monopolizar las funciones de mediación en el arreglo palestino-israelí».

La postura sudafricana

Uno de los más duros fue el presidente de Sudáfrica, Cyril Ramaphosa, que acusó a Israel de «crímenes de guerra» y de «genocidio» en Gaza, en sus declaraciones citadas por la agencia de noticias AFP.

«El castigo colectivo de Israel a los civiles palestinos a través del uso ilegal de la fuerza es un crimen de guerra», manifestó Ramaphosa.

«La negativa deliberada de proveer medicamentos, carburante, comida y agua a los habitantes de Gaza equivale a un genocidio», añadió.

Ramaphosa pidió un alto el fuego «inmediato y total» y reclamó el despliegue de una fuerza rápida de la ONU para «vigilar el cese de las hostilidades y proteger a los civiles».





Source link